LA RUEDA DE LA VIDA de Elisabeth Kübler-Ross

Estándar

LA RUEDA DE LA VIDA

Elisabeth Klübler-Ross

Enero 1997

 

Extractos del libro:

“Durante toda la vida se nos ofrecen pistas que nos recuerdan la dirección que debemos seguir.
Si no prestamos atención, tomamos malas decisiones y acabamos con una vida desgraciada. Si
ponemos atención aprendemos las lecciones y llevamos una vida plena y feliz, que incluye una
buena muerte.”

Nadie me podía robar los sueños. “Apuesto a que
algún día podré hacerlo sola —me dije—. Siempre hemos de aspirar a la estrella más alta.”

“Vive de tal forma que al mirar hacia atrás no lamentes haber desperdiciado la existencia.
Vive de tal forma que no lamentes las cosas que has hecho ni desees haber actuado de otra
manera. Vive con sinceridad y plenamente. Vive.”

“Hago lo que me parece correcto, no lo que se espera de mí.”

En el interior de cada uno de nosotros hay una capacidad inimaginable para la bondad, para
dar sin buscar recompensa, para escuchar sin hacer juicios, para amar sin condiciones.

“Aprendamos todos a amarnos y perdonarnos, a tener compasión y comprensión con nosotros mismos. Entonces seremos capaces de regalar eso mismo a los demás. Sanando a una
persona podemos sanar a la Madre Tierra.”

Nuestra única finalidad en la vida es crecer espiritualmente. La casualidad no existe

Creo que la Tierra castigará muy pronto estas fechorías. Debido a lo que la humanidad ha
hecho, habrá terribles terremotos, inundaciones, erupciones volcánicas y otros desastres naturales
jamás vistos. Debido a lo que la humanidad ha olvidado, habrá muchísimo sufrimiento. Lo sé. Mis
guías me han dicho que hay que esperar cataclismos y convulsiones de proporciones bíblicas. ¿De
qué otro modo puede despertar la gente? ¿Qué otra manera hay de enseñar a respetar la naturaleza
y la necesidad de espiritualidad?

Realmente creo que mi verdad es una verdad universal que está por encima de cualquier
religión, situación económica, raza o color, y que la compartimos todos en la experiencia normal de la
vida.
Todas las personas procedemos de la misma fuente y regresamos a esa misma fuente.
Todos hemos de aprender a amar y a ser amados incondicionalmente.
Todas las penurias que se sufren en la vida, todas las tribulaciones y pesadillas, todas las
cosas que podríamos considerar castigos de Dios, son en realidad regalos. Son la oportunidad para
crecer, que es la única finalidad de la vida.
No se puede sanar al mundo sin sanarse primero a sí mismo.
Si estamos dispuestos para las experiencias espirituales y no tenemos miedo, las tendremos,
sin necesidad de un gurú o un maestro que nos diga cómo hacerlo.
Cuando nacimos de la fuente a la que yo llamo Dios, fuimos dotados de una faceta de la
divinidad; eso es lo que nos da el conocimiento de nuestra inmortalidad.
Debemos vivir hasta morir.
Nadie muere solo.
Todos somos amados con un amor que trasciende la
comprensión.
Todos somos bendecidos y guiados. Es importante que hagamos solamente aquello que nos
gusta hacer. Podemos ser pobres, podemos pasar hambre, podemos vivir en una casa destartalada,
pero vamos a vivir plenamente. Y al final de nuestros días vamos a bendecir nuestra vida porque
hemos hecho lo que vinimos a hacer.
La lección más difícil de aprender es el amor incondicional.
Morir no es algo que haya que temer; puede ser la experiencia más maravillosa de la vida.
Todo depende de cómo hemos vivido.
La muerte es sólo una transición de esta vida a otra existencia en la cual ya no hay dolor ni
angustias.
Todo es soportable cuando hay amor.
Mi deseo es que usted trate de dar más amor a más personas.
Lo único que vive eternamente es el amor.

 

Opinión.

No tengo muy claro cómo llegó este libro a mi ni por qué en este preciso momento. Pero lo que sí se es que a la mitad estuve tentada de dejarlo y algo me empujó a terminarlo. Esté lleno de preciosas y muy útiles enseñanzas que todos y cada uno de los que habitamos este mundo deberíamos tener más que interiorizadas.

 

Anuncios

Me encantará leer tu opinión o tu experiencia. Gracias!!!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s